Serie ‘Homenaje a tu puta mierda’

¿Quién ha visto un toro maltratado?
¿Y si no se defiende y si se defiende?
¿Quién ha visto un animal encerrado?
¿Abandonar su poder y recuperarlo?

El relato… En medio de la campiña francesa la celebración del reencuentro.
Está en pleno apogeo, la hermana mayor indica que es momento, que la madre nos lo diga.
Ya había notado que ella y él, ambos padres, estaban sorprendentemente envejecidos, mustios, ajados, extrañamente empequeñecidos.
Él se encorva más de lo normal, cruza sus manos y con sus piernas, como es habitual, con el talón izquierdo comienza a dar golpecitos cortos en el suelo… Se calla mucho más.
Ella toma el brazo de la hija quien, abrazándola, le vuelve a pedir que lo cuente.
La tensión de lo que aún no se han dicho acelera instintivamente la respiración del resto de los hijos presentes. Siento el corazón apretado y las lágrimas de ella ya están en mis ojos… Quizás no sea necesario contarlo, quizás el dolor solo se siente.
Pero a ella lo que le ayudará es decirlo, lo viene ocultado de sus seres queridos mucho tiempo. El padre agacha la cabeza.
Bueno, el relato es simple…
Cuatro individuos, jóvenes, armados tres hombres y una chica, ingresan en la casa de ellos con la treta de que son amigos de una de sus hijas, la que está en el extranjero. Ellos tienen a tres de sus hijos en el extranjero.
Bueno, el relato es detestable…
Robar a unos viejos es miserable, robar es habitual en todos los lugares, nos roban todo el tiempo, nos roban tiempo y espacio en cantidades.
Pero robar y ejercer la crueldad de…
Pegar, pegar, pegar, abrir la cadera
Pegar, pegar, pegar, encerrar en el baño
Pegar, pegar amarrar golpear
Golpear golpear gritar escupir
Golpear maltratar golpear
Destrozar destrozar la casa la historia
Abrir todos los cajones de esa casa en busca de lo ya entregado…
Desmesurable.
Él lleva casi treinta minutos encerrado sin sabes cómo ayudar a su mujer, patea la puerta, le abren para hacerlo callar mientras otros siguen ensañados con la mujer de 70 años como si fuera una ficción. Él ya sabe qué hacer, forcejea suave con quien fue a callarlo y le da un ataque cardiaco… hasta desplomarse, el vil lo observa, está muerto, lo trata de despertar, le tira agua, lo patea… No responde y grita está muerto, se murió el viejo de mierda, vámonos de aquí… Hey! Ni se te ocurra dar parte a la policía que volvemos por ti… Película.
Ella su marido está muerto… Va a buscarlo como puede, llorando, llorando… Lo llama, lo llama, lo nombra, lo nombra, lo toca… él abre los ojos y le dice, necesitaba estar seguro de que habían huido.
Yo también como ellos esta historia la he transformado, os lo presento.
Amor es ausencia de muerte.

Bonacic-Doric (Yaky) 2011

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s